Traductor :

jueves, 30 de julio de 2015

Hijos 6

¿Ya no se entienden?

¿Ya no se aman?

¿Ya no se respetan?

¿Ya no hay solución en su relación?

Por el bien de los hijos.... ¡Sepárense!

¡No internen a sus hijos en su berenjenal!

A los hijos no les trauman las separaciones... sino presenciar el mal manejo de emociones de sus padres. 





40 comentarios:

  1. Hola Sara, totalmente de acuerdo en lo que dices, muchos se escudan en los hijos para seguir esa relación y no se dan cuenta que es lo peor que puedan hacer, ya que los hijos están viviendo el mal ambiente que tienen los padres y vivir con esos recuerdos si que es un trauma.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Por mis hijos no me separo", cuando es principalmente por la salud de los hijos que hay que hacerlo.
      Luego se extrañan cuando sus hijos ya crecidos les faltan al respeto a los padres.
      Besos, Piruja.

      Eliminar
  2. Lástima de que pierda el amor, el respeto y la convivencia por el orgullo y el egoísmo.
    Nos hemos parado a pensar alguna vez dónde comienza todo este declive social y familiar?
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Allí, en lo que has mencionado, en el orgullo, el egoísmo, la vanidad. La pérdida de valores de nuestra alocada sociedad.
      Un beso.

      Eliminar
  3. El amor se puede acabar pero el respeto no se debe perder. Tienes toda la razón. Abrazos veraniegos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando el amor termina el irrespeto toma su lugar, aunque llegue mudo y quedo.
      Saltibrincando por el veraneo!! Abrazos.

      Eliminar
  4. Bueno, eso lo deberían saber los padres, aunque a veces egoístamente se agarran a esa excusa para no tener el coraje de cambiar sus vidas..
    un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agarran a los hijos de escudo para no afrontar la realidad con responsabilidad.
      Besos, Ico.

      Eliminar
  5. Todita la razón. Escudarse en l@s hij@s no deja de ser reflejo de cobardía y de miedo a enfrentar la situación. Está más que demostrado que las parejas que se separan con diálogo y respeto, lejos de traumatizar a sus hij@s, les dan una lección de comportamiento y actitud ante la vida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Les enseñan a ser resolutivos, a tener dignidad y a ser cordiales aun en los más duros conflictos. A fincar su autoestima.
      Un beso, Volboreta.

      Eliminar
  6. Ay que adaptarse a los tiempos. Y no vivir como antes, aguantando carretas y carretones. temiendo al que diran.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Sí, señorita! y que digan misa los demás, que no son los que sostienen a la familia.
      Un gran abrazo.

      Eliminar
  7. Por evitarles un mal se les puede causar otro mayor.
    Besos, feliz día

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Vero, por cobardía casi siempre, por inmadurez, por comodidad de una de las partes, que al final le sale contraproducente, porque el dolor no lo compensa la comodidad.
      Un beso.

      Eliminar
  8. Te cuento una anécdota: a un alumno mio le iba mal en el colegio. Los padres se estaban por separar- Desde el momento en que se separaron no tuvo mas problemas en el colegio. Es más le fue muy bien.
    Muchas veces los adultos no pensamos en los niños.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te creo, eso sucede. Ya no viven en un campo de guerra. Pueden vivir, los inocentes.¡Gracias!
      Un beso, Di.

      Eliminar
  9. Paisanaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa...... no que cinco hijos????? lo estabas escondiendo o lo acabas de tener al sexto?????

    jaja ya sabes, yo y mis locuras!!!

    besitosdetéblanco! =)))

    PD:tienes todita la razón!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pos siguió la mata dando, mi paisana, ya ves como somos las mexicanas que nos gusta andar de escopetas. Jajajaja.
      Besos.

      Eliminar
  10. Los hijos quedan marcados para el resto de la vida.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con un matrimonio... Un buen divorcio a tiempo, puede evitarles el trauma. Si ven a a sus padres, enteros, alegres, conviviendo cuando se requiera por sus causas (de los hijos) con cordialidad, aunque estén separados.
      Un abrazo, Mari Pi R

      Eliminar
  11. Claro, es una lástima, pero si el amor se acaba lo mejor es terminar la relación con respeto, eso no se debe perder nunca...
    Besos y salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, por supuesto que no vamos de promotores del divorcio, pero quienes ya lo hemos vivido, sabemos que para los hijos es mejor, que vivir en un caos.
      Un beso y salud, feliz fin de semana, Genín.

      Eliminar
  12. Te doy la razón. No es bueno que los hijos vivan en un ambiente negativo.

    Creo que es mucho peor.

    Un besito,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Pobrecitos! lo más que se les puedan evitar los daños colaterales. Y en muchos casos, es preferible la separación, aunque, claro hay buenas y contadas excepciones de que después de un tropiezo, las cosas funcionan mejor dentro del matrimonio.
      Un beso, feliz fin de semana.

      Eliminar
  13. Esencial,,, traer hijos al mundo cuando realmente se esta en paz con nosotros mismos
    Creo que los hijos son una maravillosa aventura llena de etapas de crecimiento
    No hay escuela para padres. Cada pareja es un mundo.
    El tema no solo pasa por el mal a los hijos, sino por nuestra propia forma de quedarnos estancados en el egoismo.
    Cariños Sara y buen jueves

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro, hay tanto por caminar cuando se decide hacerlo al lado de otra persona, pero no siempre ambos ponen de su parte para resolver los problemas y entonces es mejor decirse adiós y proteger la integridad de los nenitos.
      Besos, feliz fin de semana que ya casi llega.

      Eliminar
  14. Respuestas
    1. La muerte lenta causa muchos estragos a los pequesitos.
      Besos, Xavi.

      Eliminar
  15. Sara, es tan difícil saber el momento indicado a veces, uno siempre espera que las cosas puedan cambiar, deberíamos poder ver con claridad y nuestras emociones nos lo impiden. Pero coincido totalmente con el tema de los hijos, ellos se convierten en víctimas sin que lo deseemos, un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El momento indicado es cuando la balanza se inclina de más hacia un solo lado, y cuando duele, cuando hay que ceder siempre, cuando hay que aguantar y no gozar. Cuando para que uno viva, el otro va muriendo. Ese es el momento. Y todos sabemos el momento, pero por miedo tendemos a aplazar, esperando un milagro... pero que no ocurrirá. Es muy difícil, pero más difícil, insano y doloroso es quedarse donde a uno ya no le quieren.
      Un abrazo!

      Eliminar
  16. Muy cierto tu post Sara.......y cada día se ven más casos!!
    Un besito.....buen fin de semana...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Triste, pero es mejor.
      Que disfrutes de tu fin de semana, muchos besos.

      Eliminar
  17. No es bueno para los hijos ver ese comportamiento tan devastador y negativo en sus padres...aunque es una decisión dura hay que afrontarla por el bien de todos.

    Feliz fin de semana Sara.

    Un inmenso abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una situación que a nadie se le desea, por lo dolorosa que es, pero hay que pensar en los pequeños.
      Feliz fin de semana. Igual el abrazo.

      Eliminar
  18. Precisamente me está tocando vivirlo :(

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué pena Rubén... Es muy difícil, pero más lo es recomponer, si ya no se puede. Te deseo que todo salga bien y que todos los involucrados sean capaces de asimilarlo de la mejor manera. Mucha prudencia, fortaleza, paciencia, que te envío en mi abrazo.

      Eliminar
  19. Sara, serio y triste problema, muchos niños crecen en medio de una batalla campal.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y los inocentes no hayan ni de dónde asirse, porque a veces ellos solos llevan a cabo su proceso de asimilación y no siempre lo concluyen adecuadamente.
      Muchos besitos.

      Eliminar
  20. Totalmente de acuerdo. Quizá se toma de pretexto a los hijos para continuar unidos y es una vida de infierno.

    Saludos Sara.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se acostumbran al infierno, es increíble.
      Un abrazo, Aída.

      Eliminar

¡Gracias por tu comentario y tu alegría!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...