Traductor :

viernes, 17 de diciembre de 2010

Anoche descansó en paz, la paz y la justicia de Chihuahua


Te dejamos sola, pensando que lo tuyo no era nuestro
Marisela Escobedo, Madre de Rubí
¡Descansa en Paz!



Anoche descansó en paz, la paz de Chihuahua, junto con ella se incineraron los restos de la justicia, el apoyo, las buenas decisiones, la solidaridad, la protección, hacia  nuestra raza tendida en las banquetas. 

Pueblo al que se le cierra la boca que exige, ¡a rafagazos!, donde ya la conciencia se achicó, cuando sicarearon nuestra esperanza. 

¡Dolor y consternación perenne! 

¿Alguien sabe el celular o el correo electrónico de Dios? 

Acabó la pobreza de los mexicanos...Eliminando a los pobres

1 comentario:

  1. Sara me ha dado por leerte desde el principio de tu blog, me llamó la atención que las dos abriéramos el blog a la vez.
    Yo creo que Dios existe en el corazón de las personas, pero que muchas personas venden su corazón y ya jamás vuelven a hacer el bien, nadie les dijo al nacer que el corazón no lo deberían vender nunca.
    Besos y feliz domingo

    ResponderEliminar

¡Gracias por tu comentario y tu alegría!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...