Traductor :

jueves, 2 de agosto de 2012

Cuando fracasamos



Cuando fracasamos, nuestra existencia pierde los colores, así estemos frente a cosas maravillosas, no podemos apreciarlas en su real magnitud, porque el dolor nos lo impide. Nuestros sentidos están un poco atrofiados y perdemos el interés por todo o casi todo.

 Luego, algo muy pequeño, que nos sería imperceptible si no estuviéramos vencidos, capta nuestra atención y nos regresa de uno en uno la gama completa de colores.

Estamos listos para volver a intentar, como si nunca hubiéramos fracasado. Luchando de nuevo, con mayor habilidad, por algo que nos regresa el aliento, nos reinventamos con más capacidad y belleza, porque aprendemos a distinguir lo que vale la pena ganar y a desprendernos de  lo que no es para nosotros... Qué ligeros nos sentimos, ¡libres!

28 comentarios:

  1. Una vez leí:
    "Un hombre observaba toda su vida en forma de huellas en la arena de una playa. Junto a sus pisadas estaban las del Señor. Se percató que en casi todos los momentos de su vida le había acompañado Él, en las alegrías, en los esfuerzos, en los sacrificios, en los aniversarios,... Pero mirando con más detalle se percató de algo que le hizo pronunciar un reproche:
    -Señor, en todo y cada uno de mis pasos por esta vida has estado conmigo, me has guiado; en todos menos en aquellos en los que los golpes me derrotaron, allí donde sufrí y toque fondo. ¿Por qué me abandonaste cuando más te necesitaba?.
    -Mira con más detenimiento - le dijo Él - y verás que allí donde hay solo un par de huellas, estas son más profundas.
    -Sí, por mi pesar y dolor.
    -No, por que Yo te llevaba en brazos.”

    Un abrazote
    ibso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si lo conocía, cuando lo leí por primera vez fue en un momento crucial, que me impactó mucho. Gracias por recordarlo, porque nos impide ser ingratos.
      Gracias por tu gran abrazo, muy bello, igual que tú.

      Eliminar
  2. Es espantoso sentirse tópico, pero a veces lo que sinceramente pensamos se concreta de forma precisa en un tópico... Los pequeños fracasos, o los grandes, son oportunidades- Yo creo que el gran error de la gente cuando fracasa es las capas de protección o bloqueo que crea. Si en lugar de crear barreras y bloqueos aprendiéramos estoy seguro de que las cosas nos irían infinitamente mejor. Aunque, claro está, la sensación agria del fracaso es algo muy humano e inevitable.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo contigo. Las barreras comienzan desde el miedo que da decirle por su nombre: "Fracaso". Si lo reconocemos como tal, es un gran avance para buscar a partir de allí la oportunidad. En la "sociedad perfecta y exitosa" actual es casi tema tabú decir en determinado momento: "He fracasado", pero al decirlo, lo reconocemos y al reconocerlo es más fácil superarlo que si lo escondemos. cuando decimos he fracasado, los demás nos miran, difícilmente alguien dice, yo también, sin embargo, con nuestro reconocer, ellos se identifican también, finalmente eso es bueno.
      Abrazo.

      Eliminar
  3. Si exceptuamos una verdadera enfermedad como la depresión, la verdad es que cuando estamos más jodidos también somos más sensibles y apreciamos las pequeñas cosas que nos da la vida, los perqueños placeres y tomamos una mayor conciencia humana de lo que nos rodea. Al menos en mi caso.
    Besos, cariñosa Sara.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido Pitt, que bueno que hiciste la diferenciación... en la depresión no se perciben esas cosas pequeñas de la vida, no se percibe nada, es la franca caída en un fozo sin fondo y nada de lo que las personas cercanas digan al deprimido funciona, la percepción está anulada y se cree que nada podrán salvarle.
      besos con cariño.

      Eliminar
  4. Leerte es una especie de "experimento autoreflexivo". Espero algún día conocerte en persona; por ahora, disfruto esa lado rebelde y rojo de tus letras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El día menos pensado nos conocemos en el mismo griterío, jajaja, que el mundo es tan pequeño. Gracias Roymel, es un gran halago. Un abrazo rebelde.

      Eliminar
  5. No sabes lo bien que me ha venido leer esto hoy!! Describe perfectamente mi día de hoy y si me apuras de los dos últimos años, donde los fracasos y las pequeñas alegrías se suceden haciéndome sentir en una montaña rusa y de las grandes. Lo malo es que empiezo a marearme, creo que ya me quiero bajar, pero no se como, esto va muy rápido!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te sirva Volboretinha. Estamos en el mundo en un momento muy difícil, de cambios muy drásticos, de luchas muy fuertes, como bien dices, esto va muy rápido. Analiza si vale la pena someterte al mismo ritmo que te dicta lo demás o si te bajas de la montaña y haces tu vida a tu ritmo y condiciones, que seas tu quien las dicte. No es fácil, pero a veces se puede prescindir de mucho, para no ser nosotros los que nos perdemos. No te hagas depositaria de cosas que no te corresponden, déjalas fluir, porque te sometes a cargas muy pesadas y a veces solo sinsabores te pueden dejar, porque hay cosas que no se pueden componer aunque tratando de lograrlo se te vaya la vida.
      Un gran abrazo.

      Eliminar
  6. Yo tiendo a decir que cuando fracasamos es porque lo hemos intentado. Y siempre hay que volverlo a intentar, de forma inteligente.
    Creo que asusta más preguntarse "Y sí..." que limpiarse las heridas.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy cierto, aunque a veces es conveniente detenernos un poco a limpiarnos las heridas, mientras analizamos donde estuvo la falla y luego contestarnos esa pregunta. Lo importante es no temerle al fracaso, pues todos fracasamos, aunque no se exprese tan abiertamente, por miedo "al que dirán".
      Besos.

      Eliminar
  7. aceptar un error nos dignifica. ser necios y soberbios nos roba la vida y la posibilidad de crecer. ¡gracias Sara por tus aportes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti, dignificas este blog con tu sabiduría y profundidad.
      Te dejo un abrazo.

      Eliminar
  8. Mi querida Sara no da puntada sin hilo. Siempre reflexiones que le hacen a uno reconocerse de alguna forma en ellas... Gracias por recordarme que hay que levantarse una y otra vez, porque si te quedas caido en el suelo bocabajo, es muy dificil que vuelvas a contemplar las estrellas.
    Besos alados, amiga mía.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Campanilla! ya estás de regreso, que gusto. Y lo que me dices me alegra mucho también. Aaay, aunque a veces nos caemos con tan tremendo sopetón que no sabemos ni para donde quedan las estrellas. (jajaja, claro un poco en sentido figurado!!!)
      Besitos de anises al vuelo, amiga querida.

      Eliminar
  9. Hola SARA
    Que tal si hablamos más bien de "aprendizaje", creo que la palabra "fracaso" es limitante y nos lleva a pensar en una derrota y nos deprime. Y si en lugar de decir "he tenido un fracaso", decimos y entendemos "he tenido un aprendizaje", es un lenguaje positivo que nos coloca en la situación y la actitud de seguir intentándolo. Sobre el mismo hecho, es sólo cambiar el enfoque. Bueno es sólo una sugerencia.
    Un placer leerte y conocer tu blog.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carmen Rosa, que gusto tenerte aquí... Sin duda, lo que viene detrás es el aprendizaje. No temas llamarle fracaso cuando algo te derrumba, independientemende de que sepas utilizar esa circunstancia inteligentemente.
      Un beso, port allá te visito.

      Eliminar
  10. ¿Pero qué es fracasar? simplemente que las cosas no ocurran como habíamos esperado. A veces, quién sabe, eso es una suerte. No existe el fracaso si aprendemos de ello. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mientras que aprendes, es fracaso. Que hay fracasos hasta benéficos, los hay, pero de momento no los vemos, ni los sentimos así.
      Un gran beso.

      Eliminar
  11. No nos ha de asustar nunca el fracaso, de él aprendemos para más tarde realizar nuestros sueños , si realmente son intensos.
    Gracias por tus bellas palabras en mi casa
    Que Dios te bendiga.
    Con ternura
    Sor.Cecilia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De acuerdo querida, no debe asustarnos, sino estar muy alertas al mensaje que trae adjunto. Nunca serán suficientes las palabras para describir tu belleza.
      Gracias por tus deseos de bendiciones, que Dios te las multiplique siempre.

      Eliminar
  12. Los estados de ánimo son así, una montaña rusa que depende de la actitud con la que afrontamos las cosas que nos suceden, todos los momentos son necesarios, los buenos para animarnos a continuar y sentir que podemos hacer lo que nos propongamos, y los malos para aprender y valorar enormemente los buenos.
    El fracaso comienza en el auto convencimiento de que no podemos hacer algo, entonces todo nos afecta demasiado y nuestra autoestima cae empicada.
    Aquello que nos sale mal, nos invita a crecer y a intentarlo de nuevo.

    Un triplemegabrazo concentrado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Amparo: Todos los momentos son necesarios... El fracaso es necesario, sin él no valoraríamos el éxito, sin él no creceríamos. El fracaso comienza cuando caemos, cualquiera que sea nuestra apreciación hacia ello, aunque no lo invoquemos. Nos va forjando, día a día, prueba a prueba. Hasta que vamos siendo más expertos para la vida.
      Precioso tu regalo concentrado. Igual para ti un abrazo enorme!!!

      Eliminar
  13. ....y luego el tiempo y la perseverancia vienen a nuestro rescate, limpian nuestras heridas y nos invitan a volverlo a intentar!

    Besitos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El tiempo es ¡lo máximo! todo resuelve.
      Besos.

      Eliminar
  14. Pero luego, al recuperarnos del fracaso, valoramos mucho más las cosas.
    Yo nunca considero un fracaso como tal, pienso que si en algo me fue mal es para a la larga tener un rédito mayor. Se aprende mucho de los fracasos...
    Me gustó este post!
    Besos Sara

    ResponderEliminar
  15. El fracaso existe, aunque logres algo grandioso a partir de él. Me alegra mucho que alcances a ver el lado positivo y de inmediato lo proceses para bien. Tienes una alta capacidad de resiliencia.
    Besitos.

    ResponderEliminar

¡Gracias por tu comentario y tu alegría!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...