Traductor :

viernes, 29 de julio de 2011

El Columpio

 
Por más que lo pienso, no encuentro una razón lo suficientemente fuerte, que impida, subirnos a un columpio, dejar que el viento se encargue de confirmarnos muy despacito, lo vivos y felices que somos.

Dejando a cada vuelta, arrebatarnos todos los pensamientos, que puedan  preocupar o hacer sentir mal... En la única tarea de balancearnos, igual que de niños, muy pendientes de no caer y de alcanzar la altura de los árboles más grandes y la velocidad de los pájaros, que al pasar ríen a carcajadas con nosotros. Su manera de decirnos lo felices que los hacemos al vernos así, allí, con ellos. 

Por más que lo pienso... No hay nada que pueda impedir que hoy seamos tan suavemente felices.   

14 comentarios:

  1. gracias sensible y dulce poeta por acariciar nuestros sentidos con tus bellisimas letras, un besin de esta amiga admiradora .

    ResponderEliminar
  2. Veo que hoy dejas arrastrar tus pensamientos hacia los juegos de la infancia. Es bueno de vez en cuando.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Gracias por venir Ozna, que hoy sea muy feliz.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Jose Vicente, liberarnos un poco de nuestra adultez de vez en cuando, nos ayuda.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. y mientras me columpio con tus letras, muevo el aire que me lleva al mis recuerdos de niña. Gracias por pasar por mi casa! Buen fin de semana. Un beso

    ResponderEliminar
  6. Nueva Luna: Espero que sean maravillosos recuerdos los de ese tiempo. Es un placer estar en tu casa.
    Igualmente.
    Beso.

    ResponderEliminar
  7. Ah los niños y su inocencia.
    Vale la pena verlos, sentirlos.
    Pienso que no podemos estar cargando como titanes el dolor del mundo.
    Se necesita una solidaridad total.
    Pero como se dice por acá...a nadie le gusta que le toquen el bolsillo.
    Así que concientes de dolores, vivamos esos momentos de suave calidez, que de alguna forma nos curan las cicatrices.

    Recibe mi cariño con deseos de un buen fin de semana junto a seres queridos.

    ResponderEliminar
  8. Sin aislarnos ni evadirnos Abu, que bien nos hace bien consentirnos y despejarnos la cabeza, y no permitir que reviente.... para tomar la vida con mayores bríos, sin descuidar por supuesto nuestros sueños.
    Muchos besos para ustedes.

    ResponderEliminar
  9. Me haces un lugar, así nos columpiamos, mientras hablamos que todavía hay cosas lindas, para rescatar.
    Que ternura!

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  10. ¡Claro Cecy! Bienvenida y a mecernos: muy felices y confiadas... como hacíamos de pequeñitas, mientras sembrábamos nuestros mejores sueños. No hay por qué perderlos de vista. Es posible alcanzarlos ¡Vamos a alcanzarlos! el renacer está muy cercano.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  11. En verdad queno hay sensación más linda y más sencilla que la de "volar" en un columpio...yo (perdón por yoyear) cuando era niña pasaba horas y horas columpiandome y dejandome llevar por la vida, ahora...ufff...tendría que encontrar un columpio que me aguante pero estaría más que dispuesta...ja ja
    Besotes

    ResponderEliminar
  12. Jajaja, que rico es ¿verdad? Mientras lo encuentras ¡imagínalo! Susana, Como buena excolumpiante, recordarás muy bien lo que se siente... no tiene que ser tan textual. Te aseguro que será igual de liberador.
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Que rica sensación Sara, tienes razón, quién nos lo impide!

    Besitos!

    ResponderEliminar
  14. Nadie nos lo impide. Solo hay que soñarlo y para eso tu eres la experta.

    Besitos de anís.

    ResponderEliminar

¡Gracias por tu comentario y tu alegría!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...